Barranquilla tendrá toque de queda para el ‘Día sin IVA’

Durante la próxima jornada del ‘Día sin IVA’, programada para el 3 de julio, en Barranquilla habrá toque de queda. Así lo anunció el alcalde Jaime Pumarejo Heins en medio de una alocución para explicar las nuevas medidas adoptadas en la ciudad hasta el próximo 15 de julio, con el objetivo de mitigar la propagación de la COVID-19.

“Se prohíbe la circulación de personas y vehículos desde las 0:00 del 3 de julio hasta las 0:00 del 4 de julio, con las excepciones establecidas. El personal necesario para que los establecimientos de comercio puedan ejercer la venta y despacho de manera virtual, podrán trabajar ese día”, expuso el mandatario distrital.

El alcalde de Barranquilla también explicó que durante la semana también seguirá vigente la medida de toque de queda. De lunes a jueves, según explicó, se extenderá en el horario de 8:00 p.m. a 5:00 a.m. del día siguiente, mientras que para los fines de semanas inicia a las 8:00 p.m. del viernes y finaliza a las 5:00 a.m. del lunes.

Con relación a la ley seca, el mandatario distrital expuso que durante la semana será de 8:00 a.m. hasta las 5:00 a.m. del día siguiente: “El corto horario para la comercialización de bebidas alcohólicas es una exigencia del Gobierno Nacional, según su concepto jurídico”.

Mientras que para los fines de semana, el consumo, venta y distribución de bebidas alcohólicas queda prohibido durante las 24 horas.

Pumarejo también explicó que la atención a público en el comercio no esencial continuará suspendido y solo podrán comercializar sus productos a través de domicilios o canales virtuales.

El alcalde Pumarejo indicó que se mantenderá el ‘pico y cédula’ hasta el 15 de julio para que los ciudadanos puedan realizar actividades esenciales permitidas, según el último dígito de su documento de identificación y en el día de la semana que corresponda.

Asimismo, expuso que el personal de la salud y mensajeros de actividades económicas autorizadas estarán exceptuados de la restricción de ‘pico y cédula’. Estas personas deberán presentar los documentos que acrediten su labor.

Además, Pumarejo sostuvo que se estarán ejerciendo controles severos en las entradas de la ciudad “para permitir el ingreso solo de pasajeros exceptuados o autorizados para trabajar”.

Llamado a EPS

El alcalde Pumarejo hizo un llamado a las EPS que operan en la ciudad para que se fortalezca la toma de muestra y entrega de resultados, así como que se entreguen los medicamentos a tiempo y sin aglomeraciones.

También conminó a dichas entidades para que se brinde respuesta rápida en sus call center y que se realicen las visitas domiciliarias para hacer seguimiento a pacientes positivos y/o recuperados de COVID-19.

“Es el momento de máxima alerta. Tenemos que escoger entre salud y enfermedad, entre la vida y la muerte. Depende de todos que salgamos de esta prueba y pronto dejemos de esconder nuestras sonrisas”, anotó el mandatario de los barranquilleros.

Compartir este:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×